in

RIVER Tendencia que crece: los pibes cada vez tienen más lugar con Gallardo

Ante Colón, en River sumaron minutos seis jugadores de la cantera y en la temporada vienen teniendo un lugar relevante. El 33% del plantel son formados en el club. La fabrica volvió a funcionar…

Marcelo Gallardo es el padre de esta criatura llamada River. Literal. Es el alma mater de una idea que no sólo se limita a lo que se ve en la cancha partido a partido, con un equipo que siempre propone y sabe a lo que juega. El proyecto que lleva adelante hace ya casi siete años el DT más ganador de la historia del club se sostiene gracias a una serie de búsquedas que van de la mano y que se comparten desde las categorías formativas

Precisamente allí, en la cantera, está puesto gran parte del foco de atención de este ciclo, por lo que no es casualidad que hoy en día el 33,3% del plantel de Primera (diez de 30, contando al experimentado Germán Lux en esa lista) esté conformado por jugadores de las Inferiores. Mucho menos al observar que en los últimos dos partidos el DT armó un tridente de ataque completamente juvenil (Girotti-Beltrán-Álvarez) frente a Atlético Tucumán por Copa Argentina y ante el puntero Colón, en un duelo clave por la Zona A de Copa de la LPF, terminó utilizando a seis pibes made in River a lo largo de los 90’. Una situación que le da la razón al trabajo de hormiga que se viene desarrollando en este ciclo e invita a pensar que el anhelo de tener la mitad del equipo con jugadores formados en Núñez en un futuro cercano no es ninguna utopía. Gallardo lo sabe bien.

De hecho, es él mismo el que supervisa absolutamente todo: no sólo baja las directrices de cómo deben jugar las Inferiores, sino que observa los partidos de los juveniles y hasta rezonga cuando lo que le devuelven no le convence, como le pasó en el triunfo de la Reserva vs. Boca. “No se vio calidad y eso me preocupa”, dijo MG, con la mirada puesta en lo micro y en el futuro de River. Porque, en definitiva, serán ellos el futuro del club. Lo dicho: el entrenador siempre tuvo tendencia a potenciar a los canteranos y a mostrarles el camino, aunque marcándoles el rumbo a todos por igual. ¿Y cómo lo hace? Siguiendo una metodología que fue compartida por todos aquellos que subieron a Primera en este ciclo: dosificando su estadía con el plantel.

Está claro que el DT los observa y les da rodaje y que son pocos los puestos en los que que no ha encontrado un juvenil que le convenciera. En el arco, por ejemplo, Batalla tuvo sus buenas oportunidades pero no se consolidó, y lo mismo pasó en el lateral izquierdo, donde se dio el caso más extraño de todos: no le dio chances a Facundo Medina, hoy en el fútbol francés y con presente de Selección, pero sí lo hizo con su hijo Nahuel, a préstamo en Defensa… Lo cierto es que más allá de esas excepciones, River volvió a recuperar la cantera. Los ejemplos están a la vista. Y la meta de poblar la mitad del equipo con material propio es posible. Los pibes piden pista.

La Provincia y la Nación firmaron acta acuerdo para la construcción y remodelación de centros vecinales

«Mañana haremos un paro durante 3 horas de cada turno en sanatorios, clínicas privadas, geriátricos»