in

Francia autoriza a médicos contagiados de Covid-19 a atender pacientes

El permiso es solo para aquellos profesionales asintomáticos o con un cuadro leve. El Reino Unido advierte que el sistema hospitalario sufre una presión extrema.

En medio de una explosión de casos de coronavirus por la irrupción de la variante Ómicron, Francia autorizó a los trabajadores de salud afectados con Covid-19 en forma leve a seguir atendiendo a sus pacientes en lugar de aislarse. El motivo es el estado de emergencia en el que se encuentra el sistema de salud de ese país.

Esta medida extraordinaria coincidió con el registro de nuevos récords de casos de la enfermedad en Francia, España y Suecia, mientras Chipre, una pequeña isla en el Mediterráneo, se convirtió en el país con la mayor tasa de infectados per cápita en el mundo. Italia, en tanto, dispuso la vacunación obligatoria para mayores de 50 años.

Por qué Francia permite al personal contagiado que siga trabajando

La autorización oficial a los trabajadores de la salud contagiados de coronavirus para que sigan atendiendo pacientes se conoció este miércoles, cuando Francia registró un nuevo récord diario: 332.252 casos después de los 271.686 comunicados el martes. En ese marco, siguen aumentando las hospitalizaciones, lo que provocó una fuerte presión sobre el sistema sanitario.

La autorización solo involucra a aquellos trabajadores sanitarios enfermos de Covid-19, pero asintomáticos o con un cuadro leve, reportó AP.

La medida busca aliviar la escasez de personal en los hospitales y otras instalaciones causada por un repunte sin precedentes de contagios.

Esta exención especial de las normas de cuarentena se está aplicando a hospitales, casas para ancianos, consultorios médicos y otros servicios sanitarios esenciales. Fuera del sector de salud, se requieren por lo menos cinco días de aislamiento para las personas que están completamente vacunados que dan positivo. Para los no vacunados, el aislamiento debe durar al menos siete días.

La OMS advierte que Ómicron no debe ser considerada «leve»

En la última semana creció 56% la cantidad de camas de terapia ocupadas por pacientes con COVID