in

Putin firmó un decreto que le otorga derechos y beneficios a los ucranianos que se alojen en Rusia

El documento, que pretende facilitar la estadía de los refugiados ucranianos, establece el pago de subsidios a jubilados y embarazadas y la eliminación de las restricciones para trabajar.

Vladimir Putin firmó en el día de hoy un documento en el cual se garantiza la estadía y se suprimen las restricciones de trabajo para los 3.6 millones de ucranianos que llegaron a Rusia después de la invasión.

A partir de hoy y por tiempo indeterminado, las personas con pasaporte ucraniano y los ciudadanos de los territorios separatistas prorrusos de Donetsk y Lugansk (ubicados al este de Ucrania) podrán quedarse en Rusia «sin limitación de plazo”, según estableció el decreto.

Hasta ahora, los ucranianos podían permanecer en Rusia un máximo de 90 días por periodo de seis meses y para trabajar debían solicitar una autorización especial.

En dicho decreto se estableció también que queda prohibido obligar a los ciudadanos ucranianos a volver a su país si no lo desean. De todas formas, Rusia se reserva el derecho de deportación para aquellos que sean considerados una «amenaza» para la seguridad del país.

Además, se pagarán subsidios sociales a jubilados, discapacitados y/o mujeres embarazadas que se hayan visto obligados a abandonar Ucrania o alguno de los territorios separatistas. Los adultos mayores recibirán 10.000 rublos (150 dólares) por mes y las mujeres recibirán un pago único de 20.000 rublos (330 dólares) por el nacimiento de un hijo.

No obstante, para poder acceder efectivamente a estos beneficios, los ucranianos deberán someterse a exámenes antinarcóticos y de enfermedades infecciosas y será obligación que registren sus huellas dactilares junto a una foto.

Perú: el presidente cambió la cúpula policial tras el allanamiento en el Palacio de Gobierno

Detuvieron a una jubilada y a tres cómplices dedicados al narcomenudeo