in

El gobierno de La Rioja inauguró la primera Panadería Comunitaria para personas con Celiaquía del país

En la mañana de este viernes, el gobernador de la provincia, Ricardo Quintela, dejó inaugurada en esta capital, la primera Panadería Comunitaria para personas con Celiaquía de la Argentina, que tiene por objetivo principal contribuir a una alimentación acorde a la patología, ayudando a la economía familiar de estas personas, ya que los productos libres de gluten tienen un alto costo. La obra tuvo una inversión de fondos nacionales y provinciales por más de 4 millones de pesos.

En ese marco, la ministra de Desarrollo, Igualdad e Integración Social y diputada nacional electa, Gabriela Pedrali, indicó que “es la única panadería comunitaria para celíacos en toda la Argentina, y nuestro proyecto sigue creciendo, los dispositivos del programa Alimentario Riojano quieren seguir sumando a los riojanos y riojanas que necesiten de un alimento en su mesa”.


Destacó el trabajo de NUTRIR, el programa que lleva adelante la formación de las y los trabajadores de la panadería,  y comentó que “pasando algunos requisitos, todos se podrán sumar a este programa”.


“Es una panadería con ciertas especificaciones y ojalá de aquí podamos proveer a todas las familias de la Provincia que así lo necesiten, y poder transformar la panadería comunitaria en una empresa de venta de productos, ya que pertenece a la unidad de gestión de Potenciar Trabajo”, expuso.


Seguidamente, Sofía De la Vega coordinadora del PAR (Programa Alimentario Riojano) expresó que “es muy importante el espacio que le da esta gestión a la nutrición, no solo en inaugurar estos espacios sino también en armar equipos para el trabajo”.
Comentó en ese sentido que el proyecto fue elaborado por la Subsecretaría de Seguridad Alimentaria, que evaluó la necesidad de las personas celíacas, sobre todo las que no tienen los recursos económicos para acceder a la dieta sin TAC.
Se proyecta trabajar en la elaboración de los productos, dos veces por semana, hasta que se realice una elaboración a gran escala.


Por su parte, Cecilia Leguiza,  subsecretaria de Seguridad Alimentaria para el Desarrollo Humano indicó que “en este nodo donde se da cobertura a todos los comedores comunitarios de zona Este y Norte, contaremos con esta panadería, y una planta potabilizadora, cuya idea es brindar agua segura en estas políticas alimentarias integrales”.

Información
La Panadería Comunitaria para Personas con Celiaquía es un espacio libre de gluten, que cumple con todos los requisitos de bioseguridad, a cargo de un profesional en bromatología para asegurar la inocuidad de los alimentos y las buenas prácticas de manipulación, disminuyendo los riesgos de contaminación y garantizando procesos de calidad para las y los beneficiarios del Nodo de Alimentos.


En este espacio se desempañarán nueve personas, tanto del equipo Nutrir de la cartera social, con profesionales en nutrición, como panaderos, panaderas y ayudantes. En esta primera etapa, durante el turno mañana se realizará la elaboración y por la tarde el empaquetado.

La inversión de fondos nacionales de $4.148.550 pesos, que se enmarcan en el Programa Potenciar Trabajo y también contó con aportes provinciales por $680.062,00 de pesos.

Familiares y vecinos de la menor que fue encontrada sin vida piden justicia

Andino se quedó con el clásico y está a un paso de la clasificación en el Torneo Regional