in

El Ministro Luna recorrió el paraje “El Pastor” lugar del asesinato de Monseñor Enrique Angelelli

En el lugar se instaló señalética con información del asesinato, señalando la importancia de la memoria, este lugar es también ahora la Estación 1 de la Ruta de los Mártires.

El 4 de agosto de 1976 el obispo de La Rioja, monseñor Enrique Angelelli, viajaba por la ruta 38 de celebrar misa en la localidad de El Chamical y de compilar documentación sobre el secuestro y Gabriel Longueville y Carlos de Dios Murias, y Wenceslao Pedernera.

La versión oficial de que el obispo perdió el control de su camioneta al explotarse una rueda circuló por los tribunales hasta la vuelta a la democracia. En 1984 la causa se recaratuló como “Homicidio calificado y tentativa de homicidio calificado”, pero recién en 2014, los represores Luciano Benjamín Menéndez y Luis Fernando Estrella fueron condenados a prisión perpetua como autores intelectuales de la muerte del obispo. Todavía se desconocen los autores materiales del asesinato.

Adolfo Pérez Esquivel recordó el momento en que se enteraba la noticia de la muerte de Angelelli. “Un 4 de agosto me encontraba en Ecuador aguardando la presencia de Angelelli, pero nos comunicó unos días antes que no podía viajar porque estaba investigando el asesinato de dos curas y un laico. Ese día nos llaman de Barcelona y nos dan la noticia de la muerte de Angelelli. Cuando nos dicen que fue un accidente no sabíamos qué hacer. A los 5 días nos llegan noticias de que podía haber sido asesinado.

El 12 de agosto en ese lugar (Riobamba, Ecuador) un batallón del ejército allanó el congreso y encarcelo a 17 obispos latinoamericano, a mí y a mi familia. Luego nos expulsaron del exilio” y finalizó en este emotivo lugar “Nadie puede sembrar con los puños cerrados, hay que abrir las manos. Los que siembran con el puño cerrado solo siembran odio y violencia”.

Tras una discusión un joven de 28 años fue herido con un arma de fuego

Argentina ganó diploma olímpico en la competencia por equipos de Equitación