in

Presentaron al Gobernador la maqueta del primer monumento del Plan Federal de Turismo y Culturas

El ministro Gustavo Luna le llevó al gobernador Ricardo Quintela la reproducción a escala de la futura escultura monumental de Rosario Vera Peñaloza, la primera de las nuevas obras en las que ya trabaja el reconocido escultor boliviano Juan García Guzmán. Esta obra más las de Felipe Varela y la referida a los pueblos originarios serán parte de esta etapa de trabajo. Cabe recordar que García Guzmán es el autor además de los monumentos a Juan Facundo Quiroga y Angel Vicente Peñaloza que se encuentran en la ciudad de La Rioja.

El gobernador Quintela destacó la importancia de la recuperación y puesta en valor de nuestra historia, además de la reivindicación de los personajes más destacados de La Rioja. El artista boliviano García Guzmán es uno de los más destacados monumentalistas a nivel americano, cuyas impactantes obras se encuentran en distintos países del continente.

Para el ministro Luna, el desarrollo de este tipo de proyectos aportará a la Provincia una nueva cara para atraer a más visitantes del país y del mundo. “Creemos que esta decisión del gobernador de invertir en parques, espacios públicos y monumentos que revalorizan nuestro patrimonio, es una forma de dotar de infraestructura y nuevos atractivos turísticos para agrandar nuestra oferta, además de generar fuentes de trabajo especializada, genuina y sustentable”, destacó el ministro de Turismo y Culturas.

La maqueta presentada al gobernador, que representa a escala el homenaje que realizará la provincia a la Maestra de la Patria, fue realizada por especialistas riojanos con el sistema de impresión 3D, el mismo que se utilizó para la confección de las reproducciones de fósiles de dinosaurios que se muestran en el Paseo Cultural Castro Barros. Acompañaron al ministro Luna en la presentación los integrantes del equipo técnico del Ministerio de Turismo y Culturas.

Desde hoy rige la suba de tasas de interés para los plazos fijos

Hundimiento en avenida 1 de Marzo: «El delito por el que buscamos imputar a los responsables es de estrago doloso que tiene una pena máxima de 20 años de prisión»