in

Día Mundial del Clima: por un mundo más sostenible

Este día se celebra cada 26 de marzo con el propósito de concienciar a la población sobre la importancia que tienen las acciones y actividades del ser humano en la variación climática y las terribles consecuencias que puede generar ese cambio climático.

El Día Mundial del Clima, que se conmemora el 26 de marzo de cada año, es una celebración que entró en vigencia en 1950 acordado por la Organización Meteorológica Mundial (WMO) y busca concientizar a todas las personas sobre el cambio climático y sus consecuencias. 

Si bien, las variaciones climáticas son comunes, los científicos afirman que en los últimos 150 años, se registra un ritmo de cambio acelerado, resultado del desarrollo industrial y crecimiento de la población humana, que contribuye al cambio climático a través de la emisión de gases de efecto invernadero, contaminación ambiental, malas prácticas ambientales, deforestación y sobrexplotación de recursos naturales, provocando condiciones adversas para los ciclos naturales que permiten la vida en la Tierra.

Las acciones y actividades del ser humano tienen gran importancia en la variación climática y consecuencias en el planeta. Con el paso del tiempo percibimos cambios en el clima como el aumento de las temperaturas mínimas o el incremento de los eventos extremos de olas de calor, lluvias extremas o sequías. Nuestros bosques se ahogan, nuestros océanos se secan, y los fenómenos naturales son una realidad que nos afectan cada vez con más frecuencia y virulencia.

El problema es social, cultural, político y económico. Su solución se encuentra en el cambio hacia modelos de producción y consumo socialmente justos y ambientalmente sustentables.
Una preocupación clave es la creciente pérdida de hielo marino a medida que el mundo se calienta. “En 2020, el mínimo anual de hielo marino en el Ártico estuvo entre los más bajos que se hayan documentado, exponiendo a las comunidades polares a inundaciones costeras anormales y elevando el riesgo de los trabajadores del transporte marítimo y la pesca”, reveló Petteri Taalas, secretario general de Organización Meteorológica Mundial (OMM). 

El nivel del mar aumentó unos quince centímetros durante el siglo XX debido al derretimiento de los glaciares, la expansión de las aguas marinas más cálidas y las adiciones de antiguas capas de hielo en Groenlandia y la Antártida.

El cambio climático elevó la temperatura del mar, lo que propicia temporadas récord de huracanes devastadores en el océano Atlántico y ciclones intensos en el Índico y el Pacífico Sur como ocurrió el año pasado, advirtió la ONU. 

Las proyecciones muestran que el aumento del nivel del mar podría alcanzar de 30 a 60 centímetros para 2100, incluso si las emisiones de gases de efecto invernadero se redujeran drásticamente y el calentamiento global se limitara a menos de 2° C.

El cambio es ahora, no hay planeta B. Hagamos algo por un mundo más sostenible.

Ordenan medidas de protección a una mujer víctima de lesiones leves agravadas

Gran nivel en las jornadas del Campeonato Nacional de Patín Artístico en La Rioja