in

Un hombre fue secuestrado cuando tenía 4 años y se reencontró con su madre más de tres décadas después gracias a un dibujo de su pueblo

Li Jingwei pidió ayuda en las redes sociales. La policía logró identificar el lugar y se contactó con una mujer cuyo hijo había desaparecido hacía más de 30 años. Resultó ser su madre biológica.

El abrazo del reencuentro que hicieron posible las redes sociales (Foto: Beijing News/Weibo/BBC)

El hecho emociona a toda China. Las imágenes del reencuentro de una madre y su hijo después de 33 años de búsqueda se viralizaron por las redes sociales y recorrieron el mundo entero.

Es la historia deLi Jingwei, un hombre que fue secuestrado y vendido cuando apenas tenía 4 años y logró reencontrarse con su madre después de publicar en la red social de videos Douyin un mapa hecho a mano de su aldea y que basó en los pocos recuerdos que aún le quedaban de su infancia.

La historia de Li Jingwei, el hombre secuestrado a los 4 años y que halló a su madre a través de un dibujo

Li Jingwei fue secuestrado en su aldea natal cerca de la ciudad de Zhaotong, en la provincia de Yunnan, sudoeste de China, en 1989. Se lo llevó un vecino al que solo pudo identificar como un hombre calvo. Tenía apenas 4 años cuando fue víctima de una red de tráfico de personas que lo vendió a una familia que vivía a más de 1.800 kilómetros de distancia de su hogar.

El dibujo de la aldea que posibilitó el reencuentro (Foto: Beijing News/Weibo/BBC)
El dibujo de la aldea que posibilitó el reencuentro (Foto: Beijing News/Weibo/BBC)

Li siempre supo que sus nueva familia era adoptiva. Pero nunca le contaron su historia a pesar de las repetidas consultas que les iba formulando a sus padres adoptivos a medida que crecía. Incluso, según escribió la BBC, recurrió a una base de datos de ADN para determinar su origen, pero no tuvo éxito. Hasta que un día decidió pedir ayuda en internet.

Para ello, a mediados de diciembre último subió un video en la plataforma Douyin donde contó su historia. “Soy un niño que está buscando su hogar. Un vecino calvo me llevó a Henan alrededor de 1989cuando tenía unos 4 años”, contó.+

El dibujo de su aldea resultó vital para encontrar a la madre del joven secuestrado en China cuando tenía 4 años

Pero hubo algo que fue vital para su búsqueda. En base a sus recuerdos de infancia dibujó un mapa de la pequeña aldea donde había crecido. “Este es un mapa del área de mi hogar que he extraído de memoria”, comentó. El bosquejo incluía características como un edificio que él creía que era una escuela, un bosque de bambú y un pequeño estanque.

Pronto el video se viralizó. Su historia llegó a la policía, que comenzó una minuciosa búsqueda de la aldea “dibujada” por Li tal cual él la recordaba. Y entonces los investigadires lograron identificar lo que parecía ser el pueblo del que había sido secuestrado hace más de tres décadas.

Li Jingwei y su madre tras el reencuentro (Foto: Beijing News/Weibo/BBC)
Li Jingwei y su madre tras el reencuentro (Foto: Beijing News/Weibo/BBC)

La policía comenzó así a indagar en las denuncias por desaparición de niños en la zona. Y entrevistó a una mujer que 33 años atrás había denunciado el secuestro de su pequeño hijo en 1989.

Las pruebas de ADN determinaron que se trataba de la madre de Li. Ambos finalmente se reunieron el sábado en la provincia de Yunnan.

Cómo fue el reencuentro de Li Jingwei con su madre después de 33 años de su secuestro en China

Li y su madre se dieron un fuerte abrazo y lloraron juntos de emoción tras el esperado reencuentro.

“33 años de espera, innumerables noches de anhelo y, finalmente, un mapa dibujado a mano de memoria, este es el momento de la liberación perfecta después de 13 días. Gracias a todos los que me han ayudado a reunirme con mi familia”, escribió Li en su perfil de Douyin antes de la reunión.

Li vive ahora en la provincia de Cantón, en el sur de China.

Presentan la cartilla de productos forestales y no maderables del Valle Antinaco-Los Colorados

Amante de la bicicleta y de la meditación: el perfil de Marcela Bimonte, la mujer que murió tras ser atropellada en los bosques de Palermo